Prótesis parciales removibles

Una prótesis parcial removible sustituye a los dientes que faltan en la mandíbula o en el maxilar superior. Se puede quitar o poner cuando se quiera. Las tenemos de tres tipos:

Prótesis exclusivamente de resina

Después de hacerse unas impresiones o moldes en nuestra consulta, el prótesico nos fábrica en el laboratorio un aparato de resina rosa que imita perfectamente nuestra encía, sobre el que se ponen los dientes de resina blanca. Además se ponen unas sujeciones o ganchos de manera estratégica en la prótesis, para estabilizarla y retenerla durante la masticación y la conversación. Estas prótesis se apoyan fundamentalmente en la encía, y se utilizan como prótesis definitivas, o a veces como provisionales tras extracciones o implantes que necesitan cicatrizar. En estos casos, la prótesis se va rebasando o modificando según avanza la cicatrización.

Prótesis de estructura metálica o Esquelético

Son aparatos más elaborados y más fuertes. Después de unas impresiones o moldes que tomamos en nuestra consulta, el protésico nos construye una estructura metálica. Se asemeja a un esqueleto que hace de base para la sujeción de la resina rosa y los dientes artificiales. Gracias a la estructura metálica, estas prótesis, además de apoyarse en la encía se apoyan en los dientes, repartiendo así mejor las fuerzas y dando mayor estabilidad al aparato.

protesis parciales removibles

Esquelético con ataches

Cuando queremos evitar que se vean los ganchos si estos están en dientes anteriores, se tallan esos dientes en los que tendría que ir el gancho y se le pone una corona o funda de metal toda rodeada de cerámica del color de los dientes adyacentes. De esa funda sale un atache o bola que se engancha de manera oculta y segura en la prótesis removible. Así se mantiene perfectamente la estética. Algunos elementos de este atache se pueden desgastar con los años, pero se sustituyen fácilmente si es necesario manteniendo la misma fuerza de agarre.

Si es la primera vez que lleva una prótesis removible, a veces se necesita un cierto tiempo para acostumbrarse. No dude en consultarnos y haremos los retoques necesarios, para que usted se sienta cómodo.