postoperatorio-muelas-juicio

La extracción de las muelas del juicio es una intervención muy común en las clínicas dentales, pero no por ello es menor la preocupación de los pacientes. Las muelas del juicio suelen aparecer entre los 17 y los 25 años, y a veces siguen saliendo hasta los 30 años. Luego, no empujan más.

Muchas veces no dan problemas, pero con cierta frecuencia suelen quedarse atrapadas total o parcialmente debajo de la encía.

Todo esto se debe a que son molares que no tienen espacio en el que brotar, ya que han dejado de ser útiles con nuestra dieta actual. Esto ha provocado que nuestros maxilares hayan disminuido su tamaño como resultado de la evolución humana.

El brote de las muelas del juicio no siempre es doloroso, pero cuando sientas alguna molestia es indispensable que acudas a tu dentista cuanto antes. Te dará medicación y te dirá si hay que extraer o no. Es importante saber que no siempre que molestan las muelas del juicio quiere decir que hay que extraerlas. Hay veces que después salen del todo y se quedan bien alineadas en la boca.

¿Te preguntas cómo sería el postoperatorio de una extracción de las muelas del juicio?
Desde nuestra clínica dental en Donostia te lo contamos todo. ¡Visítanos!

¿Cómo es el postoperatorio de las muelas del juicio?

Si te preocupa el postoperatorio tras la extracción de las muelas del juicio, estate atento a los siguientes aspectos:

  • Si tus encías sangran, coloca una gasa limpia en la herida y muerde durante unos 10 o 15 minutos. Recuerda no enjuagarte o no acostarte hasta que el sangrado se detenga.
  • Si la zona de la extracción está inflamada, ponte hielo y mantente sentado, y si te tienes que tumbar intenta alzar la cabeza con dos almohadas.
  • Evita comidas muy calientes, ya que el calor dilata las arterias y puede sangrar la pequeña herida de la cirugía. Evita también alimentos que puedan quedarse pegados entre los dientes y todo lo que esté relacionado con semillas, nueces, arroz o palomitas.
  • Lo mejor es mantener una dieta blanda y templada o fría, sobre todo durante las primeras 24 horas.
  • Presta una especial atención a tu higiene oral. Cepilla tus dientes evitando tocar la herida y evita enjuagues con soluciones no recomendadas por tu dentista.
  • Evita fumar, sobre todo los cinco días siguientes después de la cirugía.
  • Tu odontólogo te recetará analgésicos y antibióticos para evitar cualquier tipo de problema. ¡Sigue sus instrucciones para una curación rápida y óptima!
  • No realices ejercicio durante los siguientes 3 o 4 días tras la cirugía para evitar cualquier daño derivado.

En un proceso postoperatorio tras una operación de las muelas del juicio tendrás que tener un poco de paciencia, pues es normal sufrir algo de inflamación y a veces, algún hematoma, además de algo de sangrado. La medicación antiinflamatoria que damos en nuestra consulta, evita casi siempre el hinchazón de la zona y, por tanto, las molestias. La recuperación completa suele durar una semana, pero después de las primeras 48 horas empezarán a disminuir las molestias.

La extracción de las muelas del juicio es una de las cirugías orales más habituales, pero si presenta dolor intenso, fiebre o el sangrado no se detiene tras aplicar presión, acude a tu odontólogo para descartar cualquier tipo de problema durante el postoperatorio.